Wednesday, December 06, 2006

When I was a child I had a fever...

Hoy es un día de esos en los que podría escuchar The Wall eternamente.
[vos sabés que cuando yo me propongo algo...-chasqueo de labios].
Porque el otoño llegó de repente y es verde. Verde como las fechas importantes.
Parece que no hay nadie dentro. nadie fuera. No sé por qué tuvo que ser tan alto, si yo nunca he sabido saltar.
Autocompasiva Paz....psicología barata mientras el vodka juega a desaparecer.
¿crees que podría volar?





the show must go on

3 comments:

jaio said...

El alcoholismo no es la solucion acertada, pero no puedo negar que el vodka me enseño a volar.
"We don't need no education....teacher, leave the kids alone!!!"
[y quiza wish you were here]

Tessa said...

Volar........es así de simple. En madrid, en Zamora, o junto al mar.
Se te echa de menos por aquí, más aún cuando me doy cuenta de que ya casi es Navidad, y la gente vuelve a ser extraña, y hace frío. Así de repente, mucho frío. Echo de menos tus bailarinas de rayas, y tu abrigo rojo. Y como cuando tú vas...yo vengo...nos veremos en Navidad, pero nos hablaremos antes.

Anne said...

no hay dolor, estás retrocediendo.
un barco lejano, humo en el horizonte. Solo regresas sobre las olas, tus labios se mueven pero no puedo oír lo que dices...
[que mal se me da esto de traducir]
Te has vuelto cómodamente insensible (o argo)...
cuando quieras, la película